El servicio de limpieza viaria de Huesca seguirá siendo público -

Ruta de navegación

Ruta de navegación

El servicio de limpieza viaria de Huesca seguirá siendo público

24/09/2020

El Ayuntamiento desestima la adjudicación a una empresa externa y mantiene la encomienda del servicio a Grhusa

La limpieza viaria de la ciudad de Huesca seguirá siendo un servicio esencial de carácter público, lo que garantizará su eficacia, supondrá una reducción de costes respecto a la externalización del servicio y asegurará unas condiciones laborales y unos sueldos dignos para los trabajadores.

Así lo han comunicado esta mañana en rueda de prensa el concejal de Servicios Generales y Medio Ambiente del Ayuntamiento de Huesca, Roberto Cacho; y el primer teniente de alcalde, José María Romance.

Ambos han explicado que, una vez que la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Aragón sobre el servicio ya es firme, y teniendo en cuenta el informe jurídico elaborado por los servicios internos del Consistorio; se ha decidido desistir de la adjudicación del contrato de limpieza viaria a una empresa externa por un periodo de ocho años y un valor de más de 22 millones de euros.

El dictamen, que tendrá que ser ratificado en el próximo Pleno del Ayuntamiento, ha contado en la Comisión de Servicios Generales y Medio Ambiente de esta mañana con el voto a favor de PSOE, Ciudadanos, Con Huesca Podemos-Equo y VOX; y con la abstención del Partido Popular.

“La limpieza viaria es un servicio esencial y, como tal, tiene que asegurarse su calidad en todos los sentidos y gestionarse de forma pública “, ha sentenciado Roberto Cacho.

En estos momentos, el servicio de limpieza viaria se presta a través de una encomienda al Consorcio Agrupación Nº1 Huesca (de quien depende Grhusa, Gestión de Residuos Huesca S.A.U.), que finaliza el 30 de septiembre. “Vamos a renovar esa encomienda seis meses más. Durante este tiempo trabajaremos en la elaboración de la documentación necesaria para que esa encomienda tenga carácter definitivo”, ha detallado Cacho.

Por su parte, José María Romance ha asegurado que esta decisión “supondrá un ahorro muy importante para las arcas municipales, de aproximadamente un 25%”.

Además, Romance ha recordado que todo este proceso comenzó en el año 2013, “cuando el Gobierno del Partido Popular externalizó un servicio esencial del Ayuntamiento”; y continuó en el año 2017 cuando la encomienda a Grhusa fue anulada por el Tribunal de Contratos Administrativos de Aragón (Tacpa).

“Ha sido un proceso largo y farragoso, y siempre hemos actuado con prudencia. Al final, el Tribunal Superior de Justicia ha dado la razón al Ayuntamiento y ha confirmado que la actuación del equipo de Gobierno fue correcta en todo momento y que siempre se actuó con responsabilidad y de acuerdo a la Ley”, ha sentenciado Romance. 

Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.